miércoles, 19 de noviembre de 2008

EL MANIFIESTO DESASTRE POR NACHO VEGAS



acaba de desvelarse un montón de información sobre el nuevo trabajo de nacho vegas que finalmente saldrá a la venta en diciembre. se titulará "El Manifiesto Desastre" y su portada es la que luce a continuación.



hay incluso un adelanto hecho canción en un myspace específico para la ocasión, elmanifiestodesastrepornachovegas

la canción es "Dry Martini SA" y es la canción que abrirá el disco a la que le seguirán:
Detener el tiempo
Junior Suite
Lole y Marc (un amor teórico)
El tercer día
Nuevas mañanas (Guy Clark)
Crujidos
Mondúber
Un desastre manifiesto
En lugar del amor
Morir o matar



escúchenla y lean la letra:



Dry Martini SA

"Hablo solo, bebo té
Tomo notas para hacer
de mi vida sin ti algo habitable (habitable)
Leo entera La Razón
Hoy desarmé la televisión
tarareando una canción insoportable (insoportable)
Así pues, cuando no tengas nada que hacer
y yo pase por tu cabeza
Nadie podrá oírte así
que piensa en mí
como si me quisieras

Y desde la otra habitación y arrimado contra la pared
te escuchaba cuestionar hasta el mismo amor y yo pensé en voz alta
pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal) Muy mal(lo hiciste mal)
Era un juego y ahora es real
Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), fatal (lo hiciste mal)
Era un sueño y ahora es real

Pierdo un vuelo, pierdo un tren
Pierdo los papeles
Y por ti perderé la cabeza poco a poco
Me recibes sonriendo
Me arrastras veinte metros por el suelo
Y sólo dices esto es cosa de locos. De locos

Mientras alzo una mano con la que
podré rozar el cielo
La otra acaricia tus entrañas
con la punta de sus dedos
Y me hago tan pequeño
que me deslizo dentro como un pez
Y me pregunto esto será lo más profundo
que te voy a conocer jamás (Nacho, has vuelto a hacerlo mal)
Qué mal (lo hiciste mal)
Era un juego y ahora es real
Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), fatal (lo hiciste mal)
Era un sueño y ahora es real
Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), muy mal (lo hiciste mal)
Era un juego y ahora es real
Nos quedará (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), menos mal (lo hiciste mal), Dry Martini, sexo anal

El aire, el aire, quererte es intentar atrapar con las manos el aire
El aire, el aire, quererte es como obrar un milagro

Tú dices hasta aquí llegué y estuvo bien
Pero no te mueves del lugar
Yo llego a la de tres
Empezaré a correr
Pero olvido que no sé contar

Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), muy mal (lo hiciste mal)
Era un juego y ahora es real
Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), fatal (lo hiciste mal)
Era un sueño y ahora es real
Qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), muy mal (lo hiciste mal)
Era un juego y ahora es real
Pero qué mal (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), fatal (lo hiciste mal)
Era un sueño y ahora es real
Nos quedará (Nacho, has vuelto a hacerlo mal), menos mal(lo hiciste mal)
Dry Martini, sexo anal


El aire, el aire, quererte es intentar atrapar con las manos el aire
El aire, el aire, quererte es como obrar un milagro
Qué mal, muy mal
Era un juego y ahora es real
Pero que mal, fatal
Era un sueño y ahora es real
Pero qué mal, muy, muy mal
Era un juego y ahora es real
Nos quedará, menos mal,
Dry Martini, S.A."


_________________________________________________

Próximos conciertos de Nacho Vegas:

23.01.08 - Valladolid /Auditorio Feria de Muestras
24.01.08 - Gijón - Teatro Jovellanos
29.01.08 - Barcelona - Auditori
31.01.08 - Madrid - Joy Eslava
26.02.08 - L'Hospitalet - Let's Festival

Más fechas por confirmar.

Formación:
Nacho Vegas - guitarra, voz
Xel Pereda - guitarra, banjo
Abraham Boba - piano
Manu Molina - batería, percusiones
Luis Rodríguez - bajo
_________________________________________________


y este es el texto que acompaña la hoja de promo de limbostarr:

Los periodistas que después de escuchar este disco tengan preguntas para Nacho Vegas merecen toda la admiración del mundo. Es todo un mérito, porque sus nuevas canciones son tan explícitas que apenas dejan rincón de la casa por barrer. Expone todo tipo de conflictos: desde revelaciones existenciales de la niñez hasta rupturas sentimentales narradas en directo, pasando por menciones al sexo anal como consuelo cotidiano.

Nacho Vegas es uno de esos artistas que, guste o asuste, expone su discurso con una potencia y urgencia muy por encima de la media. Hagan la prueba: no es posible escuchar El Manifiesto Desastre mientras se hace cualquier otra cosa (ya sea completar sudokus, planchar los calcetines o escribir e-mails). Sólo por esto ya es distinto del 95 por ciento de los álbumes que se editaron en 2008.

Estamos ante su cuarto trabajo en solitario, aunque también habría que contar los que grabó a medias con Enrique Bunbury y Christina Rosenvinge (Vegas siempre ha criticado que en España las colaboraciones se vean como discos menores). Es uno de los pocos artistas surgidos del “indie” de los noventa que ha crecido con cada nuevo disco.

En El Manifiesto Desastre nos encontramos a un músico encendido, que no tiene miedo a sonar crudo, épico y vulnerable. El voltaje emocional de “Morir o matar” confirma su inmenso estado de forma. En el resto del repertorio Vegas nos reconquista exponiendo estados de ánimo extremos. También sabe usar un pulso pausado, ideal para describir esas etapas de transición que a menudo resultan tan intensas como los momentos cruciales de una vida. Por supuesto, no faltan canciones sobre el arte de hacer canciones.

Tras la disolución de Las Esferas Invisibles, ha armado una nueva banda que suena igual de clásica, matizada y contundente. Su nuevo disco contiene once cortes, diez originales más una adaptación de Guy Clark, rebautizada como “Nuevas mañanas”. También se ha atrevido con un acercamiento a la ranchera titulado “En lugar del amor”. En algo tenían que influir sus recientes conciertos en Sudamérica, donde comienza a asentarse como un artista pujante. Otra de sus características es generar en sus fans altos niveles de ansiedad por escuchar material nuevo (echen un vistazo a la siempre actualizada nachovegas.blogspot.com). Está claro que ha tocado nervio en muchos oyentes. Vigilen su objetividad: ustedes pueden ser los siguientes en perderla.

2 comentarios:

yonosoyyo dijo...

Sinceramente, tengo mucho miedo a este disco.

Siendo un gran fan de Nacho, y tu lo sabes bien, me han decepcionado enormemente sus dos últimas apariciones por Galicia, ambas encuadradas en la gira con la rubia. El disco presentado en esta gira tampoco me parece que vaya a acordarse nadie de él en 2 años y defiendo el disco con Bunbury que, pese a ser el inicio del declive, a mi modo de ver, Vegasiano, es muy digno.

Con éstes referentes, y esa gran oda, cutre, a la lírica "malditista" que es Dry Martiny Sociedad Anónima (lo siento, me niego a seguirle el juego en esa chorrada de la sodomización metida con calzador) sólo puedo temblar ante lo que se nos espera.

Ojalá esté equivocado, Guille.

Un abrazo.

Raúl

David Bizarro dijo...

Te lo digo yo: ¡qué equivocado estabas, Raúl!

Me ha gustado bastante el disco de Nacho, pero más el de la Rubia.